22/10/12

La llamada

Rodrigo se encontraba en el estudio, preparando la broma telefónica del día, cuando entro Álex, el presentador del programa.

- Ey, Rodri, ¿cómo lo llevas? ¿De qué va hoy la broma?
+ Te vas a partir el culo. Hoy no tenemos gancho, así que voy a llamar a un número al azar haciéndome pasar por un amante cubano o algo así, a ver qué sacamos. El acento portugués me sale muy bien.
- Jajajaja. Creo que te colgarán pronto.
+ Ya me las apañaré para estirar el malentendido jaja.
- ¿Y a quién vas a llamar?
+ No sé, tengo el periódico de ayer, había por ahí el número de un abogado, creo que probaré con ese.
- Ok tío, en media hora te toca.
+ No problemo.




A las 9:15 de la mañana, los Menéndez-Sandoval habían dejado a su hijo en el colegio y se encaminaban al trabajo. Él era un abogado más importante que conocido (lo ideal para forrarse y no llamar la atención), ella era su secretaria. Sonó el teléfono y Emilio puso el manos libres.

- ¿Sí?
+ ¿Emilio? ¿Emilio, eres tú?
- Sí, ¿quién es?
+ ¡Emilio! ¡Emilio, soy yo, soy Paolo! ¿Te acuerdas de mí?
- ¿Paolo?
+ ¡Sííí! ¡Paolo, de Río de Janeiro! Te acuerdas, ¿no?
- ¡Yo no conozco a ningún Paolo!
+ ¡Soy Paolo, Emilio! ¿No te acuerdas? ¡De Río! ¡En el hotel Bahía!
- ¡Pero si yo nunca he estado en Río! ¡Se ha confundido!


Emilio colgó el teléfono con muy malas pulgas. Su mujer le miraba extrañada. En la radio, todo el equipo se moría de risa. Rodrigo llamó de nuevo.

- ¿Quién es?
+ Emilio, soy Paolo. ¡No me cuelgues el teléfono! ¡Te llamo para decirte que estoy enamorado de ti! ¡Quiero volver a verte!
- Oiga, ¡¡yo no le conozco!! ¡Nunca he estado en Brasil ni conozco a ningún Paolo! ¡Déjeme en paz o llamo a la policía!


Colgó de nuevo. Su mujer iba a decir algo, pero una mirada bastó para entender que Emilio no estaba de humor. Volvió a sonar el teléfono.

- Mira tío, ¡si vuelves a llamar te denuncio!
+ ¡Pero Emilio! ¿Por qué me tratas así? Soy tu amigo Paolo, quiero que nos veamos y decirte lo que siento por ti.
- ¡¡Que yo no conozco a ningún Paolo, joder!!
+ Síí, Emilio. Solo quiero volver a verte. ¡Estoy enamorado de ti!
- Mira maricón, me estás hinchando los cojones. ¡Yo no he estado en Brasil ni conozco a ningún Paolo! ¡Déjame en paz!
+ ¡Pero tú me dijiste que me querías!
- ¡CÁLLATE!


De milagro no tuvieron un accidente con el coche. Emilio paró a un lado de la carretera mientras se desaflojaba el nudo de la corbata. Su mujer propuso conducir. "No te preocupes, habrá sido una broma de mal gusto", le dijo. El día transcurrió sin mayores sobresaltos. En la radio, entre risas, decidieron no seguir tensando la cuerda. Habían tenido para un par de minutos y bastaba.




Una semana más tarde, en Río de Janeiro, el cuerpo del masajista Paolo Boavista fue encontrado en una habitación del hotel Bahía con un tiro en la cabeza.

64 comentarios:

Sandra dijo...

No lo pillo, entonces habia estado en Brasil y con un tal Paolo?, y por casualidades de la vida el de la bromita eligió ese nombre sentenciando así al pobre masajista.... que volteretas mas raras da a veces la vida.

Besete moreno.

Forgotten words dijo...

La gente que hace ese tipo de bromas para conseguir puntos ante algo o alguien solo muestran lo way y los gilipollas que son....

Plaerdemavida. dijo...

Como siempre tus historias son increíbles mr. X.
Besos!:)

Arien Plutonidades dijo...

No me gustan ese tipo de bromas, de hecho cuando oigo algo así en la radio cambio de emisora..
Porque el final de tu historia, llevado al extremo está claro, puede pasar también en la vida real.
Un besazo

Lorena Be-Bop dijo...

madre mía con el abogado, jeje ya se porque era tan prestigioso, conforme se las gasta...¡para no ganar los juicios!;)

Alma dijo...

Mira tu el abogadito...y ... si.. si que tenía influencias el joio...
A mi me da pena Paolo.... pobre.

James dijo...

Muy bueno, estimado X! El mundo siempre fue un pañuelo y con la globalización aún más. No hubiese sido nada raro que Paolo pudiese haberse enterado por Facebook de las coordenadas del abogado. Se está terminando la era del anonimato.
Un gran abrazo

Juan Carlos dijo...

Desde luego, tienes una veta de humor negro impresionante. Y la de relato negro ya no es negro, es negrísimo. Muy bueno.
Salu2

M. dijo...

Y por eso los abogados no son de fiar.


M.

Kl dijo...

Ay, ay, ay, ay, muy pero que muy rebuscado ¿no? Qué casualidad que estuviera con un tío del mismo nombre etc etc etc, de todas maneras, como siempre, da gusto leerte.

Ana Paula Reinoso dijo...

Ohhhh, que casualidad rodrigo pegó justo con el nombre y el lugar, que gran encuentro tuvo el abogado, pobre de su mujer con razón el marido se pudo tan mal.. Me encanto tu relato, es increíble la manera de escribir que tenes. Saludos :D

Eva Letzy dijo...

Pobre Paolo Boavista, que al final pagó por la broma...
Me encantó, me imagino lo desesperante que debe ser que te gasten una broma de esas, y encima delante de tu pareja...
Saludos

Destello∞ dijo...

Joder, me has matado.
Pero, digo yo que habrá más de un Paolo en Río de Janeiro, ¿no?
Súper bien escrito e interesante de leer, pero este final me ha desconcertado.

ohma dijo...

Coño! Qué mafioso el abogado y que fatal casualidad para el pobre Paolo.
Uyyyyyy yo creo que de casualidad le buscaron el punto flaco, :)
Besos.

Uma dijo...

y ricemos el rizo! el de la radio está complinchado con la mafia brasileña...la policia brasileña está investigando, llega por arte de magia un chivatazo de la broma radiofonica, se descubre que si habia estado en brasil por asuntos sucios, y acaba pillado por malversación y acusado de asesinato...jejeje
Besos

Dolega dijo...

¡¡¡Si es que las coincidencias las carga el Diablo!!!! jajajaj
Besazo

Aquello noerayo dijo...

Un efecto mariposa de lo mas extremo.

Saludos

Pilar dijo...

Hay causalidades que matan.

genessis dijo...

Me gustó!
Generalmente nos movemos con la estructura clásica; introducción-desarrollo-final. Nos diste un comienzo estupendo, un final desconcertante y el nudo de la cuestión debemos imaginarnos cada uno....
Hay que conocer bien las reglas para trasgredirlas, decía un profesor mío, y lo conseguiste.

Saludos

Valeria dijo...

Me recuerda aun capitulo de Ghost Whisperer,donde también una broma termina en tragedia por esas coincidencias desafortunadas. Paolo debe ser un nombre muy común en brasil. La desgracia de llamarse Paolo, xD.

Trini dijo...

Hay bromas que pueden costar la vida..Nunca mejor dicho.
Espero te gustara el tema..Gracias.

Un abrazo.

Orne dijo...

Wow, me encanto! me hiciste acordar a las bromas que yo hacia con mis amigas jajajaja, y que final! pobre Paolo! xD

Saludos.

ELE EME EFE dijo...

Me encanta leerte... tus post son geniales, me encanta la forma y el suspense con el que has terminado esta historia, un besito enorme y feliz noche de lunes :)

Ishtar dijo...

Pues sí que tenía malas pulgas el maricón de Emilio!!

JuanRa Diablo dijo...

Podemos decir que a Paolo lo mató Emilio, claro
Pero las balas en la pistola las puso
Rodrigo lejos de allí, desconociendo los efectos colaterales

Muy bueno :)

C. dijo...

Y todo porque la gente no asume las cosas que hace. Que sí, que vale, que la broma no es agradable. Pero sería menos desagradable si el tal Emilio fuera consciente de que sintió cosas por Paolo :p

Maria Pia dijo...

Gracias...por tomarte el tiempo de leerme, entenderme y desearme feliz cimpleaños :)

No soy de muchas palabras pero aunq suene estupido es muy lindo de tu parte que no me juzges y estes ahi con tus palabras.

Beso enoorme!

Maria Pia.

Lapislazuli dijo...

GUAUUU que bueno!! las bromas a veces terminan muy mal
Un abrazo

campoazul dijo...

Jodeeeeer!!! Que manera de resolver los asuntos tiene el abogado ese... claro, por algo es importante y no famoso (porque no permite que nadie le haga famoso). En fin... en paz descanse el pobre Paolo. :)

Besitos.

Els quatre gats dijo...

juas. Genial.

Alas dijo...

Es que las bromas las carga el diablo.

♥ Ana ♥ dijo...

Así que el título correcto no es la llamada, sino la mamada... mira tú...

;-p

Rosa dijo...

Jo que fuerte!!! jajaja nunca se sabe, las casualidades existen. Besos

Neuriwoman. dijo...

Casualidades mortales...pero que miedo que dan.

Mar dijo...

Muy bueno, como siempre. Felicidades! :)

La Soledad dijo...

Vengo a dejarte mi huella en tu blog el tiempo cada vez se me hace mas corto para comentar a todos, pero te envio un beso y Feliz Martes.

Little dijo...

Joder, a veces, las cualidades matan. Señor X, me vuelve a dejar usted pensativa.

sibisse dijo...

Madre mía! para que luego digan que las casualidades no existen. Aunque hubiese quedado bien que se lo confesará a la mujer y sin víctimas de por medio ;)

Merchi dijo...

Que pena me ha dado el pobre Paolo, que jodido el abogado y que jodidos los de la radio. Odio esos programas, son para gente idiota, con perdón, pero es lo que siento.

Sílvia dijo...

Uff, em costa creure (o em fa por) que les coincidències poden arribar a aquests extrems... però ho fas versemblant i té la seva gràcia. Bé, gràcia per al pobre Paolo, no, eh?! :))

Yonaka dijo...

Jaja, tus finales siempre me sorprenden!

Laura. dijo...

Pues vaya con el abogado... Este relato me ha sido un poco más difícil de entender, aún me quedan algunos cabos sueltos... ¿Entonces era verdad que Paolo había estado con el abogado? Porque si no, no encuentro una respuesta al porque de su siucidio.
Igualmente, tus relatos, siempre son los del ¡zas! al final y ya sabes que me encantan.

(besos con
sonrisas)

Raque dijo...

Menudo elemento el Rodrigo, así le paga las atenciones al pobre Paolo...(gran crítica a la porquería de radio que hacen a veces). Muy bueno X !!!

Vértigo dijo...

como otras veces me gusta más la historia que el final... aunque no me sorprendas me seguirá gustando como escribes.

Mirna Coquelicot dijo...

Hay que ver como te gusta enrevesar, Francisca.

Pamela dijo...

Que final tragico y raro! Todo empezo por una burla y termino coincidiento todo!

Marisa dijo...

Leer esto antes de irme a dormir supone darle vueltas hasta que me duerma. Jajajaja Me estaba riendo de la broma porque obviamente me ha recordado a mis trayectos mañaneros hasta la uni escuchando alguna emisora así pero, al llegar al final.... Me he quedado alucinando. Otro final terrible inesperado. Un besico.

dEsoRdeN dijo...

Mi adorado azar es un poco caprichoso a veces...

tishta dijo...

La historia bien, no esperaba al muerto final pero algo relacionado sí, para que nos vamso a engañar? ;-)
NO soporto ese tipo de bromas de los programas de radio, tv,... me pueden, me cabrean precisamente por eso, porque por hacer una gracia (a quien se la haga)se puede armar una buena, de hecho he cambiado de programa de radio matinal en 2 ocasiones por lo mismo, a ver cuánto me dura este...

Un abrazo

XIII dijo...

Finales contundentes y sorprendentes, me encantan y a ti se te dan de maravilla :)

B. dijo...

Y decían que no existían las casualidades. ¿O no fue una casualidad?
En fin, el mundo es un pañuelo.

Pio dijo...

Jo se me había olvidado comentarse, lo siento :(. Pues esta vez ha sido previsible, eso si menudas nalas pulgas!!! Ni a posta les saliò mejor la broma XD

Nerea Riveiro dijo...

Sí, supongo que todos los enamorados creemos que somos especiales pero supongo que eso es lo bonito... creerlo. ¡Un besazo!

Jon Igual dijo...

Uff... mala suerte para Paolo (el verdadero). Vuelve a quedar demostrado eso de que la realidad supera la ficción.
Saludos.

Ana dijo...

A esto se le llama una verdadera casualidad. Me ha encantado el relato ;)
¡Saludos!

Kane dijo...

Siempre he pensado que los que piden esas bromas a sus parejas merecen ser abandonados sin demora. Eternamente.

Gustavo dijo...

Que historia! Interesante. Solo que el final es medio abierto. Puede que ese abogado estuvo hace bastante tiempo antes manteniendo relaciones en Rio con Rodrigo y el se hizo pasar por Pablo. Engañando a su mujer. Pero jamas penso que podia salir a la luz. Y para que no le siga diciendo la verdad decidio matarlo
O que el abogado, cansado de que lo molesten, sabiendo su presunto nombre o identidad sexual, mando a matar a cualquiera que tenga esos aspectos.
Un abraoz y buen fin de semana

Coquetíssima dijo...

Que gran historia!! No me esperaba para nada el final! Me encanta que me sorprendas en la lectura! Sigue así!!!! Además, creo que es una crítica muy inteligente a esas bromas telefónicas.
Molas un montón! ;)
Perdoname por no pasarme más a menudo, pero estoy super liada!!!!

Un beso fuerte y feliz finde, guapa!

X dijo...

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios. El mundo es un pañuelo y las casualidades son una maravillosa casualidad. :-)

Anita Patata Frita dijo...

Con dos cojones!! Uff!!! Estás gore XD

Patri limón dijo...

Podría haber leido otra entrada, pero que sepas que ha sido el nombre de uno de tus protagonistas lo que me ha hecho centrarme en esta, buena eleccion;) jajaja Un bessito

Chloe dijo...

Ostras alucino, q vueltas puede dar todo. Me encantan tus finales q no me espero

Bernardo Romero dijo...

Bueno, muy bueno. Prefiero estos a los de ciencia ficción. Un abrazo y feliciades por los cinco años, pues no sé si he mandado bien el anterior comentario.

Isa dijo...

¡Cómo se las gasta el abogado! Me has dejado alucinada.